Colombia, | Home

Universidad de los Andes

"Vigilada Mineducación"

Estudiar literatura te puede convertir en un agente de cambio

La literatura no tiene en sí misma una responsabilidad social y por eso es difícil explicar el por qué necesitamos estudiarla en Colombia. La literatura, al igual que las artes, quiere ofrecerle a su público una experiencia estética, es decir: conmover al lector. Por eso en Los Andes este programa se estudia desde la Facultad de Artes y Humanidades. Aunque el objeto de estudio es la literatura no se limita, exclusivamente, a la lectura de libros, en este programa es necesario acercarse al arte en todas sus formas para hacer conexiones con diferentes fenómenos culturales, sociales e históricos. En esta carrera nos forman, principalmente, como lectores capaces de reflexionar sobre el conocimiento y así poder, también, construirlo.


Al leer podemos encontrar una esencia profundamente humana, pues aprendemos a ver mundos que van más allá de nosotros mismos. Una de las más grandes fortunas que he tenido en mi vida ha sido la de tener acceso a la literatura, mis libros fueron mi compañía y me fortalecieron en mis años de formación. Ser Literara de Uniandes me enseñó a ver y a entender al mundo a través de la literatura, y a explorarlo desde la óptica de los otros.

Jorge Luis Borges nos habla de los múltiples universos que se abren a través de la lectura, especialmente de la literaria. Estos universos no siempre son intangibles, nos presentan personajes y situaciones en las que podemos ver un reflejo de nosotros mismos. Este ejercicio nos enseña a sentir con el otro y expande nuestras experiencias, permitiéndonos conocer lo que nos es ajeno. 

Cuando un libro es tomado por un buen lector, el libro, como objeto, sufre algunos cambios. Se le desgastan las páginas, se arrugan las esquinas de las tapas, en algunos casos queda manchado de café o marcado para siempre con lápiz. De la misma manera que los libros son intervenidos por el lector, las lecturas dejan pequeñas marcas en nuestras almas que nos transforman una y otra vez. Estas cicatrices ocurren de manera desordenada, una se superpone a otra, como si fuésemos antiguos pergaminos en los que constantemente se escriben nuevas historias.

Leer es un gran diálogo con los personajes, el narrador e incluso con el autor. Y así como las personas cambian a las personas, los libros también cambian a las personas. La lectura es potencialmente un elemento transformador de la sociedad. Esto es posible desde una juiciosa reflexión en torno a la literatura y su efecto cultural y político. Literatura en Los Andes te enseña a verte como parte del tejido en el que todos estamos involucrados. Por eso los campos en los que podemos ejercer como literatos son múltiples y dependen de nuestros intereses laborales en los que podemos fortalecer a Colombia, como la docencia, la investigación, la edición, el periodismo, la traducción, el teatro y la gestión cultural.

solicitar información